miércoles, 8 de octubre de 2014

Consulta catalana

Hablando de temas candentes como la consulta catalana para un posible referéndum de independencia; los regionalismos y nacionalismos periféricos en España son una mera cuestión económica, de competencias administrativas, que a mi modo de ver podría ser absolutamente factible en un "Estado de autonomías y naciones" como es el nuestro. 

Pero, por el contrario, es vergonzoso que el gobierno actual del PP ejerza una feroz campaña de desprestigio contra los catalanes, en el cual se mezclan las pasiones más desbartatadas y en donde se emplean términos desproporcionados, como "ruptura democrática", "caos" o "balcanización de España", producto por supuesto de una conciencia de nación heredada del Franquismo

Si el gobierno no tratase de imponer su idea de nación, "lo que somos o dejamos de ser" y empezara por aceptar la enorme heterogeneidad de lenguas y culturas que existen en nuestro país, igualándolas todas a un mismo nivel, estoy seguro que los conflictos entre regiones se hubiesen erradicado hace ya lustros.

No hay comentarios:

Publicar un comentario